¡Hola, soy Montse (Díaz Marí)!

Abogada especializada en deporte

Cuando estaba acabando la carrera de Derecho (en Oviedo), al mismo tiempo jugaba y entrenaba baloncesto.

En una de las tardes que pasaba en el pabellón, uno de los directivos del club me dejó una de las revistas de la Asociación Española de Derecho deportivo (AEDD).

Se me iluminó mi futuro profesional cuando vi que podía mezclar el derecho con el mundo que conozco desde los 5 años como -intento- de jugadora y desde los 15 como entrenadora (ahora Nivel II) de baloncesto, como -intento- de esquiadora desde los 10, como -intento- de jugadora de golf desde los 20pico, y otros -intentos-, …

Así que mi último año de carrera lo pasé en Madrid para formarme en esta nueva materia, sólo iba a Oviedo a hacer los exámenes (y a ver a mi familia y a mis amigos, claro). Mientras que jugaba y entrenaba, estudiaba e iba a clases de mi primer título de Derecho Deportivo en la Universidad San Pablo CEU de Madrid donde me enganché a esta “rama” del Derecho gracias a los 3 maestros que lo impartían. En esta etapa comenzaban las excursiones a congresos y ponencias sobre esto del Derecho Deportivo.

Presentado el Trabajo Fin de Grado sobre el funcionamiento del TAS/CAS (Tribunal arbitral del deporte), me puse manos a la obra con el postgrado habilitante para ejercer como abogada junto al examen estatal pertinente. Al mismo tiempo, cursé el máster oficial en derecho deportivo que imparte el INEFC de Lérida. ¡Qué experiencia! Es único por la familia que se forma, los conocimientos que se adquieren y los lugares que se visitan.

Una anécdota: uno de los componentes del tribunal del Trabajo Fin del Grado me pasó un balón de baloncesto mientras que hacía la presentación -me dijo, “para que te sientas como en casa”- y no le faltaba razón… Una buena forma de acabar la carrera, ¿No?

Decía que la formación es uno de mis convencimientos y es que también cursé un postgrado más, el Máster en Mercados e Industria del Derecho del Deporte y del Entretenimiento en el ISDE (Madrid). De nuevo, experiencias y más conocimientos al bolsillo. (Incluido un partido de la NBA durante la estancia en Miami).

Llegó el maldito virus y con él, un vuelco profesional. Cursé el Programa de mentoring en fútbol – Plataforma Leadership Woman Football, con una gran mentora, persona y profesional que me ayudó a encaminar un poquitín más mi carrera profesional bajo el aprendizaje de unos valores muy importantes sobre el liderazgo y la equidad junto al desarrollo de la inteligencia emocional. Sin duda el confinamiento me sirvió para “descansar” y hacer ejercicio de autoconocimiento.

Mientras que me iba especializando en esto del Derecho Deportivo, tenía la suerte de que nunca me faltaba trabajo para adquirir experiencia profesional en el Derecho general, tanto en despachos de abogados como en asesoría de empresa. Las bases del Derecho son muy importantes, si bien, llegó una oportunidad, la abracé y aquí estamos aprovechándola

Por supuesto, mi emprendimiento no puede dejar al margen la formación y entre otras cosas, el Doctorado está en marcha a través de la Escuela de Doctorado de la Universidad de Lérida junto al INEFC sobre Derecho de la Competencia y Baloncesto (para entendernos, estoy investigando los conflictos entre Euroliga y FIBA, ACB y FEB -y de paso, la superliga de fútbol- y otras materias más técnicas).

Así es como se ha ido formando la Asesoría. Hoy trabajo de la mano de entidades deportivas (clubes, federaciones, agencias de representación, …), deportistas, entrenadores, … para mejorar su entorno jurídico-deportivo aprovechando:

  1. Mi experiencia dentro del deporte federado desde que tengo uso de razón
  2. Mis conocimientos jurídicos sobre las materias que afectan al deporte
  3. Mi pasión por el trabajo al que dedico mi tiempo y la constante formación que intento recibir

Allá por 2015, uno de mis maestros dibujó dos pirámides en la pizarra, y, a partir de ese dibujo «terminé de engancharme a esto del Derecho Deportivo» por la complejidad jurídica de su estructura, aquellos garabatos en la pizarra, líneas de aquí para allá, normativa asociativa-privada internacional que aplica con más fuerza que las normas emanadas del Estado o de las CCAA, más flechas y conflictos de competencias por todas partes…

Tras varios años pasando por despachos de abogados y alguna que otra asesoría de empresa, decidí saltar al vacío del emprendimiento esperando que sea una aventura apasionante como lo viene siendo hasta ahora.

Los triángulos no sólo simulan una balanza símbolo de la justicia en versión moderna, sino también aquellas pirámides -del revés- que fueron dibujadas en una pizarra de una Universidad sita en Madrid y de las que no me quiero separar, salvo que me vea obligada a ello.

Eventos

Una de mis debilidades es asistir a eventos para reencontrarme con amigos y compañeros de pasión, siempre bajo la premisa de no dejar de aprender.

El asociacionismo me ayuda a estar ligada a este tipo de eventos, por ello, soy socia o he formado parte de:

En constante formación

¿Eres un club, una SAD o una federación?
¿Eres entrenador/a, deportista, agente o árbitro?
¿En qué te podemos ayudar?